La medicina integrativa valora al ser humano en su conjunto bajo aspectos globales pero individualizados. La autopercepción positiva del paciente, es una parte importante de todo tratamiento. Tiene tanto valor reducir la inflamación como una correcta nutrición o mejorar el aspecto físico y estético. Todo ello está encaminado a mejorar la calidad de vida de las personas y sus cotas de bienestar.

Cuerpo, mente, aspectos espirituales forman parte de las valoraciones y tratamientos de la medicina integrativa. Trabaja sobre enfermedades crónicas y busca aunar esfuerzos a través de un equipo multidisciplinar para reducir síntomas, evitar complicaciones, disminuir el consumo de medicamentos y reducir el sufrimiento asociado a procesos crónicos. La autopercepción positiva del paciente, es una parte importante del tratamiento. Tiene tanto valor reducir la inflamación como una correcta nutrición o mejorar el aspecto físico y estético. Todo ello está encaminado a mejorar la calidad de vida de las personas y sus cotas de bienestar. Por eso en CMI –Clínica Medicina Integrativa aplicamos programa específicos y personalizados de Medicina estética.

Estos programas se agrupan en varias líneas de acción:

1.- Programas preventivos de antienvejecimiento y de longevidad.

Son acciones diagnósticas y terapéuticas dentro de un programa global de medicina preventiva clínica proactiva. Vivimos cada vez más años, incrementar nuestra esperanza de vida conlleva dedicar tiempo y esfuerzos a cuidarse para alcanzar esas edades con buen nivel de salud, con un cerebro y un sistema cardiovascular en buenas condiciones y con capacidad de moverse sin necesidad de depender de otros. Para ello es necesario entender que debemos adquirir hábitos de vida sanos y que hoy en día la moderna medicina dispone de técnicas diagnósticas y terapéuticas que contribuyen a alcanzar este estado de bienestar. Estos programas son una inversión en salud y en su fu- turo. No hay un gasto mejor empleado.

2.- Dermatologia y cuidados de la piel y anejos.

Las enfermedades de la piel y anejos se tratan desde la medicina integrativa principalmente desde “dentro”: nutrición adecuada, suplementos nutricionales, estabilización del sistema inmune, mejora de la función intestinal, uso adecuado de productos naturales y ecológicos con fitoterapia, homeopatía, antioxidantes. Los nutracéuticos son utilizados como nuevos instrumentos de tratamiento. Los éxitos en el tratamiento de eczemas, dermatitis, enfermedades autoinmunes, enfermedades virales cutáneas son importantes, permitiendo disminuir el consumo de corticoides. La piel tiene una notable capacidad de regeneración y su nutrición siempre es desde su capa basal pero en numerosos casos –acné, fotoenvejecimiento, envejecimiento por tabaco, etc, la contribución de la medicina estética y sus técnicas potencian los resultados.

3.- Medicina estética en programas de pacientes crónicas.

Muchos pacientes crónicos con procesos patológicos, debilitantes, dolorosos y bajo tratamiento con múltiple medicación, dejan de auto-cuidarse.

Incorporar técnicas de medicina esté- tica sencillas no solo mejora su aspecto físico sino el psicológico. Sentirse mejor física y estéticamente refuerza la autoestima y ayuda a cambiar la percepción de la situación por la cual están atravesando. Además, existen específico tratamientos de medicina estética como son los “factores plaquetarios” que ayudan a reducir el dolor y la inflamación, la recuperación funcional de sistema musculo-esquelético, como ya se hace desde la reumatología o la traumatología además de contribuir a la regeneración del cartílago y la artrosis.

4.- Medicina estética tradicional.

Y por supuesto una práctica médica tradicional dedicada a rejuvenecimiento facial y corporal, a tratar insuficiencia venosa, alopecias, celulitis, acné y otros problemas dermatológicos entre los que se incluyen piel afectada por el sol o lipodistrofia cutánea. Se utilizan técnicas habituales y nuevas que proceden del uso de minerales y de la fitoterapia combinada con oligoelementos y antioxidantes.

Se incorporan nuevos instrumentos físicos como el StimoVein, un aparato de éxito que utiliza la técnica de electrocoloidoterapia mejorando la pared venosa y reduciendo las varices. O la cosmética a la carta donde tras un diagnóstico de la piel individual podemos encargar cosméticos con los componentes adecuados a cada piel, bajo orden médica y realizados con técnicas farmacéuticas.

*Clínica Medicina Integrativa de Madrid